Seleccionar página

medicines_hires

Ha empezado un nuevo año, y la industria farmacéutica nos ha dejado un par de noticias relacionadas con la obesidad que no podemos obviar. El día de Reyes, ese día en el que dejamos que el niño que hay en nuestro interior disfrute con la magia de la visita de los Reyes Magos, despertamos con esta noticia. Un medicamento, actualmente utilizado para la incontinencia urinaria, podría activar la grasa parda, o comúnmente conocida como grasa buena, que tiene la capacidad de quemar calorías y reducir los depósitos de grasa blanca, conocida también como michelines. Estaríamos ante una interesante noticia si no fuera porque, para ello, se necesita cuadruplicar las dosis normales, lo que conlleva a un aumento de la incidencia de las reacciones adversas propias del medicamento, entre las que destacan las alteraciones del sistema cardiovascular. Desgraciadamente, las personas con obesidad o sobrepeso suelen tener ya alterado dicho sistema con enfermedades como la hipertensión.

Pero no nos hemos quedado ahí, ya que durante estos días hemos conocido la creación de un nuevo fármaco (fexaramina) que, en resumen, tiene la capacidad de engañar al organismo, haciéndole creer que ha ingerido calorías y así, activar los sistemas que actúan quemando las grasa almacenadas con el fin de dejar hueco a los nuevos nutrientes. En este caso, al no haber dicho aporte de nutrientes se conseguiría una reducción de la masa grasa, así como del colesterol, aunque de momento los resultados obtenidos en el estudio no observaron ninguna pérdida de peso. De momento, sólo podemos ser cautos y pensar que este tipo de medicamentos son tan sólo una ayuda a incluir en el plan de tratamiento contra la obesidad, que engloba alimentación saludable, actividad física, apoyo psicológico, etc.

Nos encontramos en un momento que, por primera vez en la historia, hay más persona con exceso de peso que desnutridas. Y es que, alrededor del 30% de la población mundial tiene exceso de peso (2.100 millones de personas en el mundo padecen sobrepeso, entre las que encontramos 670 millones que padecen obesidad). Ante estas cifras, las nuevas líneas de investigación de la industria farmacéutica, parecen bien encaminadas pero, no hay que dejar de hacer hincapié en que lo importante es cambiar nuestros hábitos alimentarios hacia los más saludables y mantener una vida activa. Es por ello, que os queremos dejar unos cuantos nuevos y buenos propósitos alimentarios para este año:

  • Consumir 3 piezas de fruta al día: no hay mejor manera de empezar el día que con una pieza de fruta acompañada de leche y cereales (pan, avena, tostadas, etc). De esta manera cubrís la primera pieza. Si a la hora de comer y cenar no os apetece, todavía tenéis el medio día y la merienda para disfrutar de una refrescante fruta, ayudándoos a cumplir el siguiente propósito alimentario.
  • Hacer 5 comidas “saludables” al día: repartir el aporte energético a lo largo del día en 5 tomas os ayudarán a reducir el hambre y controlar mejor vuestro apetito.
  • Consumir 2 raciones de verduras y/o hortalizas al día: intenta que tanto en la cena como en la comida haya verdura en tus platos, no sólo los hará más saludables, sino que el colorido de estos alimentos los harán más apetecibles.
  • Pásate a los cereales integrales: con más nutrientes que sus homólogos refinados, sus vitaminas, minerales, compuestos fitoquímicos y fibra ayudan a reducir los factores de riesgo relacionados con las enfermedades crónicas como diabetes tipo II, enfermedades cardivoasculares, ciertos tipos de cáncer, etc.
  • No te olvides de las legumbres. Alimento imprescindible en nuestra alimentación que deberíamos comer entre 2 y 4 veces por semana para beneficiarnos de sus efectos frente a enfermedades antes mencionadas como ciertos tipos de cáncer, diabetes y enfermedades cardiovasculares.
  • Qué el aceite de oliva sea tu principal grasa de adición. Rico en vitamina E, beta-carotenos y ácidos grasos monoinsaturados que le confieren propiedades cardioprotectoras.
  • Y no te olvides, realizar ejercicio físico todos los días es tan importante como alimentarse adecuadamente. Siempre adaptado a las capacidades de cada uno.

Fotografía vía DesignersPics

aceite de oliva, cereales integrales, ejercicio, Fexaramina, frutas, grasa parda, hábitos saludables, legumbres, obesidad, sobrepeso, verduras y hortalizas

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR